Gastronómicos marcharon hasta el municipio pidiendo la apertura de los locales

5 - octubre - 2020

“Necesitamos cambiar está realidad porque estamos mal. Durante 6 meses no te molestamos, no venimos a decirte nada pero llegó el momento que nos escuchen un  poco. Estamos acá por no damos más, ya estamos fundidos, no da para más. Nosotros necesitamos trabajar” fue el pedido que el sector gastronómico realizó al intendente Gustavo Sastre durante la movilización concretada está mañana.

La participación de vecinos fue numerosa porque se sumaron representantes de la actividad turística, de los gimnasios y vecinos que se acercaron para reclamar “libertad” aunque desde los impulsores de la movilización pidieron que no confundan porque el objetivo de la convocatoria era solicitar que la actividad gastronómica vuelva a funcionar como la pasada semana.

Desde la UTHGRA, Patricio Rosales le pidió al intendente  “mantengamos las puertas de locales abiertos para poder sostener las fuentes de empleo  para que se puedan garantizar las necesidades básicas de cada familia”.

Cada uno de los representantes fue describiendo la situación que atraviesan y las consecuencias que traerá en la actividad y en su vida corriente el retroceso producido con la imposibilidad de atender a la gente en los locales.

Sastre escuchó cada posición y les expresó “soy el que menos quiero perjudicar la situación económica porque, indirectamente, termina perjudicado el estado porque no podemos recaudar”. Asimismo, agrego que “no era mi idea” el avanzar en la adhesión aunque reconoció que fue un pedido expresó de las autoridades nacionales para poder contar con el plan Detectar Federal que es indispensable en Puerto Madryn por la cantidad de casos positivos que van apareciendo a diario.

Las partes acordaron que continuarán conversando sobre finales de la semana para establecer una estrategia que permita sortear las restricciones aunque el jefe comunal les recordó que el hospital está muy complicado con la ocupación de camas y que se preocupación es que haya cuando un vecino la requiera.

 

Foto: Mariano Di Giusto

Compartí: