La Senadora González vuelve a presentar el proyecto para crear el régimen previsional diferencial para los trabajadores de la pesca

19 - marzo - 2021

El proyecto del régimen previsional diferencial para los trabajadores y trabajadoras de la industria del pescado fue presentado por primera vez en la gestión como Diputada Nacional de la actual Senadora Nacional Nancy González en el año 2010. En marzo de 2016, la iniciativa se presentó nuevamente en la cámara alta, siendo finalmente aprobado en la sesión del 16 de noviembre de ese año. De este modo se obtuvo la media sanción y el proyecto pasó a la Cámara de Diputados de la Nación.

Una vez en la Cámara de Diputados el proyecto fue bloqueado por los legisladores de Cambiemos y no permitieron su tratamiento ni siquiera en las comisiones que debía ser debatido. Ya entrado el año 2017 tenían prevista la reforma previsional y este proyecto interfería con sus planes, por esta razón los diputados de Cambiemos no daban quórum en las comisiones a la hora de tratar el proyecto. Finalmente, en diciembre del 2017 se concretó la reforma previsional y el proyecto, que intentaba otorgar derechos a los trabajadores y trabajadoras del pescado, quedó archivado.

En el año 2019 queda archivado el proyecto, esto significa que perdió estado parlamentario. Por este motivo en el año 2020 se reprodujo el proyecto para crear el régimen previsional diferencial.

El proyecto establece que los trabajadores que presten servicios directa y habitualmente en la industrialización del pescado y subproductos de la pesca, que se desempeñan en las plantas de procesamiento y elaboración de conservas de pescado, saladeros, peladeros de mejillones, elaboración de filet cualquiera sea la especie de pescado, tratamiento y conservación de harinas y otros subproductos de la pesca, industrialización de mariscos, crustáceos, moluscos y establecimientos dedicados a la cría de peces y mariscos para su industrialización o comercialización, atención de cámaras frías, congelamiento o enfriamiento de los productos, fabricación de hielo, almacenaje y estiba de materia prima elaborada o semi-elaborada gozarán de un régimen previsional diferencial.

“Estos trabajadores y trabajadoras podrán acceder a una jubilación cuando alcancen la edad de 55 años, sin distinción de sexo, en tanto acrediten 30 años de servicios con aportes computables a uno o más regímenes del sistema de reciprocidad previsional, de los cuales, al menos, el 60% de los años deben haber sido prestados en la precitada industria”, comentó al respecto la Senadora Nancy González.

Quedan excluidos de este régimen quienes aún trabajando en la industria no lo hacen directamente, por ejemplo, telefonistas, recepcionistas, choferes, etc. El motivo por el cual quedan excluidos, es porque no están sometidos a las mismas tareas que aquellos quienes trabajan directamente con el pescado y tienen más posibilidades de adquirir patologías laborales.

Compartí: