Veteranos de Malvinas y la generación hijos reclamaron una política de soberanía al electo gobierno nacional

20 - noviembre - 2019

En el día de la Soberanía Nacional los integrantes del Centro de Veteranos de Malvinas junto a la agrupación Hijos realizaron un firme posicionamiento respecto a las Islas Malvinas y los acuerdos celebrados en forma diplomática. “Este Centro de Veteranos de Guerra y Generación Hijos, repudian estos acuerdos que resultan en ignominia para el pueblo argentino y la memoria de todos aquellos que han ofrendado sus vidas en defensa de la Patria y reclama a la administración entrante a nivel nacional una política exterior en un todo de acuerdo con nuestra Primera Disposición Transitoria de nuestra Constitución Nacional” expresa el comunicado entregado.

La Generación Hijos leyó el documento donde se manifiesta que “la Nación Argentina ratifica su legítima e imprescriptible soberanía sobre las islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos e insulares correspondientes, por ser parte integrante del territorio nacional”.

Junto a ello, dejaron en claro que “la recuperación de dichos territorios y el ejercicio pleno de la soberanía, respetando el modo de vida de sus habitantes, y conforme a los principios del derecho internacional, constituyen un objetivo permanente e irrenunciable del pueblo argentino”.

Cabe recordar que “si bien el 20 de Noviembre se conmemora el Día de la Soberanía Nacional rememorando la Batalla de la Vuelta de Obligado en 1845, ya en el año 1820 flameó por primera vez nuestra enseña Patria en las Islas Malvinas representando al gobierno de las Provincias Unidas del Río de la Plata, afirmando así nuestros derechos por ese archipiélago heredado al habernos independizado  de España”.

No obstante ello, el comunicado señala que “un 3 de Enero de 1833 se consumó lo que llamamos la tercera Invasión inglesa sobre las Islas desalojando por la fuerza a los compatriotas que allí estaban y al Gobernador argentino”.

La Generación Hijos dejó en claro que “desde entonces, nuestro País ha desarrollado importantes reclamos ante los Organismos Internacionales lográndose en el año 1965 la superlativa Resolución 2065, constituyendo un triunfo diplomático que derribó el argumento británico del principio de Autodeterminación de los Pueblos debiendo discutir la soberanía entre el Reino Unido de Gran Bretaña y Argentina”.

Más allá de estos reclamos “Inglaterra nunca cumplió dicha Resolución negándose a negociar soberanía quedando nuestras Islas como uno de los últimos enclaves colonialistas en el Atlántico Sur”.

El documento recuerda que “en 1982, sin entrar en análisis de la decisión de la Dictadura de entonces, Soldados Argentinos defendieron a sangre y fuego ese territorio demostrando valor, entrega, coraje… y centenares no volvieron, quedando en vigilia eterna en el Cementerio de Darwin y en el frío Mar del Sur, dejando una herida en nuestra sociedad que aún perdura y lo hará por siempre”.

Ante ello, los integrantes del Centro de Veteranos junto a la agrupación Hijos expresaron que “estos hechos contemporáneos no han concientizado a muchos de nuestros gobernantes que han llevado a cabo acuerdos que solo benefician al invasor, como los Acuerdos de Madrid y el último acuerdo entreguista realizado por el actual gobierno nacional, Foradori-Duncan sobre petróleo, pesca y comunicación, que parece haber seguido lo dicho por el Presidente Macri cuando expresó: “Nunca entendí los temas de Soberanía… las Islas Malvinas serían un fuerte déficit adicional para la Argentina”.

Asimismo, los miembros de la Generación Hijos puntualizaron que “parafraseando a Don Arturo Illia “No les tengo miedo a los de afuera que nos quieren comprar, sino a los de adentro que nos quieren vender”, hoy vemos que se consuma una nueva violación a nuestra Soberanía con el viaje aéreo desde Brasil, pasando por Córdoba a Malvinas, avalado por un gobierno cipayo que solo busca ser funcional a los poderosos del mundo…”.

Ante ello, “este Centro de Veteranos de Guerra y Generación Hijos, repudian estos acuerdos que resultan en ignominia para el pueblo argentino y la memoria de todos aquellos que han ofrendado sus vidas en defensa de la Patria y reclama a la administración entrante a nivel nacional una política exterior en un todo de acuerdo con nuestra Primera Disposición Transitoria de nuestra Constitución Nacional”.

Por último, remarcaron que “la Nación Argentina ratifica su legítima e imprescriptible soberanía sobre las islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos e insulares correspondientes, por ser parte integrante del territorio nacional”. Asimismo, dejaron en claro que “la recuperación de dichos territorios y el ejercicio pleno de la soberanía, respetando el modo de vida de sus habitantes, y conforme a los principios del derecho internacional, constituyen un objetivo permanente e irrenunciable del pueblo argentino”.