Piden que no liberen al asesino de Alan Bopp

28 - octubre - 2022

Juan Colemil Navarro, de 29 años, condenado en junio por “homicidio en ocasión de robo” a 22 años de prisión por el crimen de Alan Bopp (21) solicitó su absolución o una rebaja de la pena.
La condena de juicio fue impuesta por el tribunal integrado por las juezas Stella Eizmendi, Yamila Flores y Laura Revori. Y ahora deberán resolver el pedido de la defensa los integrantes de la Cámara Penal, Rafael Lucchelli, Flavia Trincheri y Leonardo Pitcovsky.
Crimen por una gorra
Alan Bopp fue apuñalado en el cuello en un intento de robo cometido en Pascuas de 2020. El crimen ocurrió la madrugada del 11 de abril en el barrio Comercio IV. Esa noche, Alan junto con su amigo Rodrigo Ojeda habían salido a pasear a su perro cuando fueron interceptados por Nicolás Hammond y Colemil, quienes los increparon. Se produjo una pelea y Colemil apuñaló a los dos jóvenes. A raíz de las heridas, Bopp falleció en el lugar.
“A mi hijo lo mató como a un perro”
En la audiencia, el fiscal Jorge Bugueño y el querellante Néstor Coronel pidieron que se rechace el pedido de la defensa y se ratifique la condena del juicio. Y Cristina Ayala, la mamá de Alan, también hablo ante los jueces: “Quiero que se juzgue como se merece, los hechos se han demostrado, están los videos del acto que cometió Colemil matando a mi hijo como un perro; lo único que pido es que ratifiquen lo que los jueces anteriores ya han dicho en la pena de 22 años, que en sí no es nada, porque a mi hijo no me lo van a devolver”.
“Me defendí de una patatota”
Colemil, por su parte, también habló ante los jueces: “Yo no tengo antecedentes por robo, no quise sustraerle la visera a nadie; yo solo me defendí de una patota”. Lo único que quiero decir es que me dieron una pena muy alta por una causa inventada” cerró.
Compartí: