Veterano del encierro y amigo del criminal más peligroso del país seguirá detenido en Madryn

30 - diciembre - 2021

Walter Roberto “Coma” Lefipán (43) continuará detenido en Puerto Madryn. Está acusado de cometer un violento robo contra un contador y pedía estar en libertad mientras avanza la investigación. Pero su planteo fue rechazado.
Veterano del encierro, Lefipan tiene una declaración de doble reincidencia, acusado de varios robos. Es un preso conflictivo, tanto que fue trasladado por diversas prisiones de todo el país. Incluso la Cámara de Casación aceptó un habeas corpus que había presentado estando detenido en Chaco y lo trasladaron nuevamente a Chubut. Lefipan se quejaba que lo movían continuamente de prisión y estaba lejos de su familia.
Lefipán, según los registros del Servicio Penitenciario, formaba parte del grupo de pertenencia de Martín “Banana” Espiasse, uno de los delincuentes sindicados como de los más peligrosos del país, quien está condenado a prisión perpetua por el asalto al blindado de Rawson donde fueron asesinados los policías Oscar Cruzado y Pablo Rearte.
Lefipan, nacido en Trelew en 1978, actualmente se encuentra detenido en Puerto Madryn. Su última condena fue a tres años y ocho meses de prisión por robo doblemente agravado por el uso de arma y por ser cometido en poblado y en banda cometido en 2017 contra una empresaria de una empresa de maderas. Sus abogados fueron Fabián Gabalachis y Gonzalo Carpintero.
 
Pedido de libertad
 
Gladys Olavarría, su actual abogada, solicitaba que transite los procesos penales en libertad y aseguraba que Lefipán no se iba a fugar. La jueza Marcela Pérez no le creyó, y dispuso que continúe en prisión preventiva.
Actualmente presenta dos causas un trámite. Una por el robo al contador, cometido, según la imputación, al poco tiempo de obtener la libertad. Y otra por estafas y extorsión cometidas estando detenido. Se sospecha que conformó una banda que cometía estafas desde prisión.
También fue víctima. En 2017 se condenó por “lesiones en riña” a Alexis “el Pity” Contreras, quien reconoció el delito en un juicio abreviado. Los otros acusados eran Iván Almonacid, Brian Petrillán e Iván Ulloa quienes fueron absueltos. La acusación era por agredirlo causándole lesiones punzocortantes en el abdomen y en el rostro estando todos detenidos. Tuvo una perforación en el estómago por la cual fue intervenido quirúrgicamente.
 
La cicatríz de un motín, una pista clave
 
El robo ocurrió el 17 de noviembre a las 16.50 horas en la zona céntrica de Puerto Madryn. Cuando un hombre de 71 años iba a ingresar a su departamento, dos delincuentes lo apuntaron con un arma e ingresaron con él a su domicilio. El golpe estaba planificado. “Uno de los delincuentes estaba armado. La víctima es una persona mayor de 70 años, fue golpeado y atado a una silla”, sostuvo el fiscal Jorge Bugueño.
Según la reconstrucción que hicieron los investigadores a partir de imágenes grabadas por cámaras de seguridad, los delincuentes se movilizaban en un Chevrolet Agile gris. “Se pudo identificar la chapa patente del vehículo utilizado por los ladrones. No tenía denuncia por robo. Además, se encontraron elementos tirados sobre la ruta, que permitieron ubicar el recorrido realizado y relevar cámaras de seguridad”, indicaron desde la Fiscalía.
Las filmaciones se analizaron y se obtuvo un dato clave. “Las filmaciones además permite identificar a uno de ellos comprando en una estación de servicio”, afirmó el funcionario judicial. El ladrón tenía un tatuaje “borrado” y una cicatriz en la pierna. Lo reconocieron de inmediato. Se trataba de Walter Roberto “Coma” Lefipan, con numerosos antecedentes.
En el último tiempo, en uno de los motines de los que participó estando detenido, intervino el Grupo Especial de la Policía y uno de los disparos impactó en los miembros inferiores de Lefipan, dejándole una cicatriz.
Los investigadores solicitaron tres allanamientos. Buscaban secuestrar el arma, la ropa con la que Lefipan fue captado en las cámaras de seguridad y el dinero. Las medidas fueron autorizadas por la jueza penal Marcela Pérez.
De los allanamientos participaron el Grupo Especial de Operaciones Policiales, las Divisiones Policiales de Investigaciones y de Policía Científica de Trelew y Puerto Madryn. Y fueron positivos. “Los allanamientos fueron 100% positivos. En el domicilio allanado se encontró la ropa usada en el robo, dinero en efectivo, el celular y una pistola. Se detuvo a un sospechoso y se secuestró el automóvil”, afirmaron desde la Fiscalía.
Por las pruebas reunidas los investigadores creen que el sospechoso detenido fue uno de los dos ladrones que ingresó en la casa de la víctima. Lefipan volvió a quedar tras las rejas. En caso de ser condenado por el delito de “robo agravado”, deberá cumplir más de 8 años de prisión.
Compartí: